Perdonar a tu mejor amiga

Richard Morla | 4 septiembre, 2017

La conociste cuando erais dos enanas y desde ese momento no os habéis separado. Uña y carne como suelen decir. Más que hermanas. Lleva años siendo tu mejor amiga y ahora te la ha liado pero bien. Una de esas cosas que te duelen en el corazón. De las que no te esperas porque sientes que tu lo has dado todo por ella y no entiendes porque ahora ella te trata así.

Al final acabarás perdonándola pero ahora tienes un dolor inmenso dentro de ti que te produce rabia y frustración. Solo tienes ganas de que ella también lo pase mal, de que pase el momento y no vuelvas a verla nunca más.

 

La frustración

No entiendes porque te ha hecho daño. No entiendes por que actuó de esa manera. No entiendes que siendo tan amigas haga lo que ha hecho. Y entras en una espiral de sentimientos desagradables producidos por qué tus expectativas no se han visto satisfechas y no puedes conseguir lo que quieres. Tú sólo querías que todo hubiera seguido igual, que hubiera actuado de esa forma, que te hubiera demostrado su amistad. En definitiva no puedes cambiar el pasado.

 

La aceptación

Pero lo que ha pasado ha pasado. No podemos cambiarlo. Hay algo dentro de ti que duele pero hay que seguir adelante. Tienes que aceptarlo y pensar que es lo mejor para ti. Piensa un poco coño, ¿de verdad no quieres ver más a tu mejor amiga? ¿De verdad no merece tu perdón?

 

Quien más te conoce más te puede hacer daño

Es quien más te conoce y tu a ella, por eso también sabe tus debilidades y sabe mejor que nadie cómo hacerte daño. Quizá habéis discutido tanto que habéis empezado a atacar, es algo humano. Como cuando una cebra ve que viene el León y tiene que usar todas sus armas para sobrevivir. Las armas de tu mejor amiga son tus complejos y tus inseguridades. Pero no le tengas en cuenta lo que ha dicho en un momento determinado en unas circunstancias determinadas. Todo lo contrario, piensa en lo que te dice día a día y usa las matemáticas. ¿Qué cuenta más 100 te quiero o un te odio?

 

La balanza

Piensa lo que ha sido para ti. Aunque ahora la odias tienes que intentar pensar de forma racional poniendo en una balanza todo lo que ha hecho por ti. Seguro que son más de 100 cosas buenas, unas pocas malas y si, vale, te la ha jugado una vez. ¿Pero cuántas veces ha venido cuando la has necesitado?

 

Los pequeños detalles

Piensa en esas pequeñas cosas que tanto disfrutas con ella. No vivimos en una película. Puede que nunca tengamos la oportunidad de dar la vida por la otra porque viene un asesino a matarnos y tiene que elegir a cual de las dos se carga antes. A veces los pequeños detalles son los que importan. ¿quién te manda Whatsapp de buenas noches con emojis de coña sólo vosotras entendéis? ¿quién te guarda el sitio en el bus? ¿Con quién te ríes más? ¿No vas a echar muchísimo de menos eso?

mejores-amigas

 

Entender a tu mejor amiga

Así que va siendo hora de pensar un poco en ella y en porque ha actuado de la forma que a ti te ha hecho daño. ¿te lo has preguntado? A veces es difícil entenderlo pero sería bueno preguntar y hablar largo y tendido. Cada persona tiene sus cosas, sus complejos, sus experiencias, sus sueños y a veces se deja llevar por lo que quiere conseguir y olvida un poco lo que debe hacer. Pero eso no significa que sea una zorra. Simplemente ha actuado de una determinada manera. Puede ser que no lo haya hecho bien, que haya sido un malentendido o que tu te lo hayas tomado mal. Pero eso no le hace una mala persona.

 

Razona un poco

Y ponte a pensar en qué hace que durante tanto tiempo habéis sido inseparables. ¿Quieres razones? Aquí van unas cuantas

 

Es más que tu familia

Ya sabes eso que dicen que los amigos son la familia que uno escoge. Frente a tus hermanos o tus padres tu amiga está contigo y tu con ella porque queréis. Si tuvieras que elegir una sola persona de todo el mundo para pasar un rato seguro que te decidías por ella. ¿Vas a encontrar alguien igual?

 

Lo sabe todo de ti

Y tu de ella. Os habéis contado todo y por eso os entendéis tan bien. Sabe darte un abrazo cuando tu chico pasa de ti y estás de mal humor. Cuando en clase de educación física no te apetece correr y os dedicáis a hacer el tonto mientras el profe no mira. Cuando has tenido bronca con tus padres y no paras de llorar. Te ha visto en la mierda y en lo más alto.

 

Te la llevarías a todos lados

Si pudieras elegir estaría siempre contigo ¿verdad? Como si fuera tu perrete acompañándote a todos lados ¿A que no te imaginas una excursión o un viaje sin ella? Si piensas en ir a esquiar, a la playa o en ir al cine siempre está en tu mente. Por algo será.

mejores-amigas-esquiando

 

Puedes confiar en ella

Cuando tienes un problema ¿a quién recurres? Sabes que puedes confiarle todos tus secretos y que ella se los llevará a la tumba.

 

Escríbele pero ya

Venga, deja ya de evitarla. Mándale un Whatsapp, dile que tenéis que hablar. No lo dejes más tiempo. Sin rencores. Sin malos rollos. Pillad un helado y sentaros en un banco las dos solas. Dile lo que sientes pero no la ataques. No la eches cosas en cara. Simplemente dile lo que sientes tu. Y deja tiempo para que ella te diga como se siente. Hablad sin prisa y arregladlo.

 

La vuelta a la normalidad

Nuestros mejores amigos son los que más merecen que les dediquemos nuestro tiempo y por los que más debemos hacer un esfuerzo. Se tiende a pensar que la confianza da asco, y no debe ser así. Porque hayan decidido ser nuestros amigos no tienen porque aguantar nuestro mal humor o nuestras malas palabras. Debemos tratarlos mejor que a nadie esforzándonos día a día. Así que disfruta de tu amiga y ¡déjate de peleas!

Ver comentarios

Deja un comentario

Quizás te interese